29.7 C
Buenos Aires
22 febrero 2024
Buenos Aires Ciudad Conurbano Destacadas Política

Fricciones en Juntos por el Cambio

En el macrismo le echan la culpa de todo al ala política libertaria, que encarnan Guillermo Francos, el futuro ministro del Interior, y Nicolás Posse, el designado jefe de Gabinete. “Quieren sacarlo a Mauricio del medio, pero no se dan cuenta de que es un error si quieren asegurar la gobernabilidad”, braman en el entorno del ex mandatario. “Si esto sigue así, nos corremos”, es la advertencia que le habría hecho Macri a sus colaboradores de confianza en estas horas de incertidumbre política.

Ese ánimo de replanteo del Pacto de Acassuso se instaló el jueves pasado, a las 10, en una videollamada que propició Macri desde Arabia Saudita con Fernando de Andreis, su mano derecha, y Bullrich. Allí, el ex mandatario se quejó del intento de encumbrar a Randazzo en Diputados y lo consideró una forma de practicar un “kirchnerismo light”. Para Macri, el ex candidato a vicepresidente de Schiaretti es parte de los mismos problemas que tuvo en su gobierno con exponentes del peronismo dialoguista que frenaron muchos de sus cambios.

Fue en ese momento en que Bullrich reveló que había recibido una oferta para convertirse en ministra de Seguridad. Sólo lo informó y no pidió una opinión al respecto, aclaran en el bullrichismo. Pero Macri, tajante, criticó las charlas paralelas, en alusión a la propuesta recibida por la titular del PRO, y reclamó llegar a un acuerdo integral con Milei, sin cargos aceptados en forma personal, como una herramienta de presión para que Ritondo, por ejemplo, pueda presidir la Cámara de Diputados.

Demostración. Ese arco hará su presentación con trajes de luces este martes. Reunirá a la decena de gobernadores del no-peronismo y a los bloques legislativos entrantes. Es un intento de mostrarle a Milei que tiene un ejército dispuesto a apoyarlo, pero también de ponerle límites. En política es ley que hay que cuidarse más de los amigos que de los enemigos. Pruebas de lealtad Las salvas de nombres que se dispararon del piso 21° saturaron las pantallas el jueves para resguardarse de las presiones de un PRO dispuesto a ponerle condiciones.

Tensiones. Piden que si es ministra, Bullrich deje la presidencia del PRO. La designación de Patricia Bullrich como ministra de Seguridad del próximo gobierno de Javier Milei divide al PRO. Hay dirigentes que aplauden el cierre con los libertarios y otros que cuestionan el hecho de que no hayan sido consultados respecto de ese desembarco. 

El fin de semana, el que salió a marcar diferencias con ese arribo fue el gobernador electo de Entre Ríos, Rogelio Frigerio, quien aseguró que si Bullrich acepta ser ministra de Milei ya no podrá seguir al frente del partido. «Si Bullrich es funcionaria, no va a poder seguir siendo presidenta del partido», consideró. En declaraciones radiales, Frigerio indicó: «Parece que eso es casi obvio». «Para que sea una decisión institucional y de la coalición tiene que ser de todos y no es así», subrayó el gobernador electo, quien el 10 de diciembre sucederá al peronista Gustavo Bordet. Lejos de ser un electrón libre en ese pensamiento, Frigerio interpreta el pensamiento de otros sectores del PRO que reclaman que Bullrich dé un paso al costado de la presidencia del partido, que acaba de reasumir luego de ser candidata presidencial de Juntos por el Cambio, en caso de que se integre al gabinete de Milei.

———————

Noticias Relacionadas

Cristina Kirchner: “No podemos pagar la deuda porque no tenemos la plata”

Admin

Fernández le pidió a los intendentes colaborar en equipo con provincia y nación

Admin

El Gobierno congeló tarifas de telefonía fija, móvil, Internet y tv por cable, hasta el 31 de agosto.

Admin
Ribbon Maker